Hunde Kiko barco de la Armada

[AdSense-A]

21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez
21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez

Playas de Rosarito, B.C.- Al mediodía de este sábado, personal de la Armada de México realizó el vertimiento del casco Ex Arm “Uribe 121”, mediante la detonación remota de explosivos colocados en puntos previamente designados para hundir la unidad, frente a las costas de Playas de Rosarito. Esto representa la primera etapa del Parque Submarino Rosarito, único en su tipo a nivel nacional.

21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez
21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez

Tras una de hora de lo previsto, al filo del mediodía, el gobernador del estado, Francisco Arturo Vega de Lamadrid, arribó en helicóptero a la embarcación Arm Breton P0-124, y comenzó el proceso para hundir el “Uribe 121”, y antes de las 12:30  “desapareció” en el mar.

Kiko Vega con el detonador. Fotografía: Cortesía / Gobierno del Estado de BC
Kiko Vega con el detonador.
Fotografía: Cortesía / Gobierno del Estado de BC

De acuerdo a las autoridades gubernamentales, a través del hundimiento del buque será creado un arrecife artificial que, además de ser un atractivo turístico, también será un laboratorio científico ya que permitirá medir los cambios climáticos, las corrientes, mareas y desplazamientos de los organismos, además de la actividad recreativa del buceo; en su conjunto, el Parque Submarino Rosarito, contempla un cementerio de buques, esculturas marinas, un apartado en honor al Titanic y un museo del arrecife.

Según el Gobierno del Estado de Baja California, el Parque Submarino Rosarito, también generará una derrama económica indirecta de 10 millones de pesos en servicios complementarios, y 295 establecimientos que se ubican en esta zona resultarán beneficiados, además de atraer a los aficionados a la pesca, y el buceo libre y con respirador.

Cabe recordar que la Secretaría de Marina-Armada de México, fue la instancia que donó, y brindó apoyo logístico para hacer esto posible, a través de la 2da Región Naval.

En ese sentido el Comandante de la 2da. Región Naval, Almirante Víctor Uribe Arévalo, explicó que el Buque Ex Arm “Uribe 121”, cumplió con 33 años de servicio activo en las aguas del Océano Atlántico y Pacífico en donde realizó labores para salvar vidas, patrulló, capoteó el temporal y llevó a cabo el movimiento de tropas, y durante este tiempo permaneció en las costas de Baja California de 1997 a 2007.

21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez
21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez
21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez
21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez
21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez
21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez
21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez
21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez
21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez
21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez
DSC03171
21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez

La Segunda Región Naval relató la historia de la embarcación:

Es de destacar que la patrulla oceánica clase “Uribe” ARM “Virgilio Uribe” (PO 121) causó alta en el servicio activo de la Armada de México el 1 de agosto de 1982 y, en cumplimiento con el Acuerdo Secretarial número 116 del 16 de octubre de 2012, causó baja tras navegar durante 31 años por las aguas del Océano Pacífico, Atlántico y Golfo de México para cumplir con la misión de servir a la nación como depositario del poder naval de la federación.

Entre sus características, éste buque estaba dotado para patrullar en campañas de gran autonomía, también disponía de medios para la vigilancia y protección; así como para salvamento en caso de naufragio y equipado en su interior con un quirófano.

Éste fue uno de los primeros buques de la Armada de México que se complementó con un helicóptero para realizar operaciones en conjunto. Asimismo, contaba con grandes adelantos tecnológicos y aditamentos especiales, tales como sistemas para la ayuda a la navegación y para las armas con director de tiro, un hangar, una cubierta de vuelo y un tanque para almacenar combustible mucho mayor a los demás, lo que le permitía realizar operaciones en altamar durante un mes, por lo que fue el modelo a seguir para la construcción de nuevas unidades de manufactura nacional.

Entre sus misiones principales se puede mencionar la vigilancia, patrullaje y reconocimiento en el mar territorial y en la Zona Económica Exclusiva, principalmente para evitar la pesca ilegal y el tráfico de drogas, entre los que destacaron los decomisos realizados a principios de 1983 a buques pesqueros norteamericanos.

Desde sus primeros años de operación, el buque “Virgilio Uribe” apoyó la investigación científica; además participó en operaciones conjuntas en las que realizó distintos ejercicios de formaciones y evoluciones navales y en ejercicios para el adiestramiento del personal. Asimismo, efectuó operaciones de salvamento; proporcionó apoyo de abastecimiento y transporte de personal, equipo y material; llevó a cabo acciones de rescate y participó en la búsqueda de barcos dedicados al tráfico ilegal de personas.

Su primer viaje fuera del país fue al puerto de Orange, Texas, Estados Unidos, en agosto de 1985, con el objetivo de efectuar un viaje de prácticas. También participó en la custodia de importantes instalaciones estratégicas de la nación, como la vigilancia de las plataformas petrolíferas situadas frente a las costas de Ciudad del Carmen, Campeche, y la protección por mar a la planta nuclear de Laguna Verde, en Veracruz, para evitar posibles actos de sabotaje.

En 1997, entre las múltiples operaciones, en las que negaba el paso al tráfico de drogas, frente a las costas de Ensenada, Baja California, mediante maniobras tácticas logró asegurar una embarcación menor con tres personas a bordo que transportaban 660 kilogramos de mariguana y dos armas portátiles.

En 1998 participó en ejercicios de búsqueda y rescate en una misión conjunta con el servicio de guardacostas de Estados Unidos en las costas occidentales de la Península de Baja California, con el fin de entrenar para poder desarrollar tareas de auxilio en la mar. Sus últimas misiones las desarrolló en la Décima Zona Naval, con sede en Lázaro Cárdenas, Michoacán.

El día de hoy, con tres pitadas largas, el casco del buque ex ARM “Virgilio Uribe” emprendió el último viaje hacia su destino final, para contribuir a dar vida a especies marinas, y con ello cumplir con su nueva tarea: cuidar y preservar el medio ambiente marino.

 

12271143_10205313539295029_222620049_o
21 de noviembre 2015/ Plex México/ Jorge Gómez

 

 

Canal de noticias de plex en Youtube:
%d bloggers like this: