Comida chatarra “regional” en Oaxaca no está prohibida

El pasado 5 de agosto de 2020 el Congreso de Oaxaca aprobó la prohibición de la la venta directa de bebidas azucaradas y alimentos con alto contenido calórico a menores de edad.

El gobierno federal destacó esta medida y anunció que Oaxaca se convirtió en “la primera entidad en México en legislar en contra de la venta directa de comida chatarra y bebidas con alto contenido de azúcar a menores de edad”.

Incluso recibiendo la aprobación del subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud del gobierno federal, Hugo López-Gatell Ramírez, quien, de acuerdo al propio ejecutivo federal, llamó a los refrescos como “veneno embotellado” en referencia a las consecuencias que trae para la salud, como el desarrollo de obesidad, diabetes e hipertensión.

Sin embargo esta misma semana la diputada federal por Oaxaca, Magaly López Domínguez, hizo una acotación. Y es que en ese Estado de la República existe una gran cantidad de dulces, golosinas y productos azucarados elaborados de forma artesanal.

Esto es, que los dulces regionales, panes, el tejate, la tlayuda, los chicharrines, bolis, nieves o cualquier producto no empaquetado de manetra industrial, no aparece en la Norma Oficial, por lo que su venta a menores en Oaxaca no está prohibida.

La no prohibición de estos productos pone entonces en tela de duda la efectividad de la prohibición de comida chatarra.

Ricardo Meza

Independent Journalism in Baja California -- using all available networks

Canal de noticias de plex en Youtube:

Deja tu comentario

%d bloggers like this: