Lechería Azucena empresa contaminante y deudora millonaria acusó el gobernador Bonilla

En su visita este fin de semana a Ensenada, el gobernador del Estado de Baja California, Jaime Bonilla Valdez, acusó a la lechería Azucena, de tener una deuda de pagos de agua por el orden de los 22 millones de pesos y generar descargas de grasas al drenaje que han costado a las comisiones del agua cerca de 15 millones anuales en afectación.

Bonilla Valdez durante las últimas semanas ha realizado numerosos señalamientos de industrias y comercios deudores de agua en el Estado, o que cuentan con descargas clandestinas de drenaje.

Apenas ayer señaló que empresas como Samsung, Hyundai y Walmart han cometido estas faltas en sus negocios instalados en Baja California.

La lechería Azucena que tiene su sede en la ciudad de Ensenada, tendría de acuerdo al gobernador Bonilla, una deuda de 22 millones de pesos en servicios de consumo de agua, aunado a un gasto de operación de 15 millones de pesos anuales en tratamiento de aguas residuales que esa misma industria provoca debido a que descarga todas sus grasas al drenaje.

La ciudad cuenta con plantas de tratamiento de aguas residuales para su posterior descarga al mar, siendo la principal la planta de tratamiento El Naranjo, que opera con capacidad de 500 litros por segundo. Años atrás existía un problema ambiental en la bahía de Ensenada luego de que se descargaban las aguas de los drenajes directamente a las playas. Un problema que persiste ante la existencia de distintas tomas clandestinas a lo largo de la línea costera en todo el Estado.


Fotografía de portada: Zeyus Media / CC-BY

Ricardo Meza

Independent Journalism in Baja California -- using all available networks

Canal de noticias de plex en Youtube:

Deja tu comentario

%d bloggers like this: