Posicionamiento de la diputada Miriam Cano ante más de 30 asesinatos de mujeres registrados en su Distrito


(Con información de boletín) Durante la instalación de la Comisión Especial de Seguimiento a las Acciones en Materia de Atención a la Violencia Hacia Mujeres, Niñas y Adolescentes, en el Congreso del Estado, la diputada Miriam Elizabeth Cano Núñez, emitió un posicionamiento sobre los hechos de violencia contra las mujeres por razón de género, y también habló sobre las manifestaciones de las agrupaciones feministas en el Estado de Baja California.

Esto en relación a los casos recientemente ocurridos en el contexto del Distrito XVII del que es representante.

“El 24 de septiembre del 2020 a las 08:20 horas se escucharon disparos en el interior de los consultorios ubicados en la Delegación Vicente Guerrero del municipio de San Quintín Baja California, siendo asesinada de un balazo en la cabeza Lucero Rubí Ojeda Huerta, de 29 años, por su expareja, a quien en cuatro ocasiones ya había denunciado por agresiones.

Lucero Rubí, ya es una más en las estadísticas en donde sumamos más de
30 feminicidios en nuestro Estado. Tan sólo en el Distrito XVII se han registrado ya más de 30 asesinatos violentos contra mujeres, independientemente de si sean feminicidios o no”.

Instalación de la Comisión Especial de Seguimiento a las Acciones en Materia de Atención a la Violencia Hacia Mujeres, Niñas y Adolescentes. Imagen: Cortesía / Miriam Cano

La congresista recordó que en el mes de febrero de 2020, el día 26, presentó ante la Tribuna un punto de acuerdo para la creación de una comisión especial para dar seguimiento a las acciones en materia de atención a la violencia de género en el Estado:

“Debemos preguntarnos: ¿Qué estamos haciendo desde el Poder Legislativo para brindarles seguridad a las mujeres, niñas y adolescentes de nuestro estado?; ¿Qué estamos haciendo para que las mujeres de nuestro Estado vivan una vida libre de violencia y con la seguridad de que sus derechos serán reconocidos y respetados?; ¿Qué estamos haciendo para que las violencias machistas sean erradicadas?; ¿Qué estamos haciendo para que la justicia sea rápida y expedita como lo establecen las leyes?; ¿Qué estamos haciendo para que las autoridades encargadas de impartir justicia no revictimicen a las mujeres víctimas de violencia?”

Menciona que solicitó recientemente, el día 7 de octubre de 2020, la aprobación de la Asamblea al Punto de Acuerdo que previamente había propuesto a la Junta de Coordinación Política en febrero pasado, haciendo énfasis en lo que las colectivas feministas habrían manifestado en aquellos días; “Sobra decir que desde hace ya varios años nuestro Estado presenta cifras extremadamente alarmantes de asesinatos violentos contra mujeres y niñas, los cuales muchos debieron ser tipificados en su momento como feminicidios y el gobierno anterior se negó a tipificarlos como tal. Sobra decir que desde el año 2014 diversos sectores de la sociedad y grupos feministas buscaron la declaratoria de Alerta de Violencia de Género contra las Mujeres mas la insensibilidad política, social y la violencia institucional de las autoridades del gobierno anterior de nuestro Estado demostraron ser un ente gubernamental que atentó contra la vida de las mujeres y niñas, interponiéndose e impidiendo así su materialización. Sobra decir que en las instituciones encargadas de procuración de justicia carecemos de personal debidamente capacitado en perspectiva de género y derechos humanos, el rezago en capacitación aún es grande. Sobra decir que este gobierno debe evitar que, desde el primer contacto de las autoridades investigadoras del delito, por falta de pericia y capacitación se corrompan los escenarios donde se recaban elementos y pruebas contundentes que permitirán en su momento consignar imputados por el delito de feminicidio y/o tentativa de feminicidio.

Sobra decir cuán preocupante es que se den los crímenes violentos contra mujeres y niñas, así como la falta de tipificación como feminicidios. Sobra decir cuánto se ha fallado en llevar los procesos con la debida diligencia, resultando como consecuencia pocas sentencias, o sentencias mínimas a perpetradores del delito; y con ello la impunidad; misma impunidad que representa un mensaje de que no pasa nada, y con ello poniéndose en riesgo la seguridad de las mujeres, las niñas y de toda la sociedad”.

En cuanto a las manifestaciones y acciones recientes por parte de agrupaciones de mujeres, manifestó: “Haremos e hicimos lo necesario para que nos escucharan a las mujeres, que nos voltearan a ver y que se dieran cuenta de que nos están matando. Nos vemos obligadas a tomar las calles, ya que todas las formas de protestas que son consideradas correctas no han funcionado, la violencia contra las mujeres sigue en aumento, nos siguen matando y en las últimas protestas hemos sido señaladas y nos dicen: “¡No son las formas!”, “¡Con los monumentos no!” ¿Cuáles son entonces las formas que tenemos que usar para ser escuchadas?; ¿Cuáles son entonces las formas para ser atendidas?; ¿Cuáles son entonces las formas para impedir que el asesinato y la desaparición de mujeres siga sucediendo en nuestro Estado?; ¿Cuáles son entonces las formas para que el Estado prevenga los feminicidios?; ¿Cuáles son entonces las formas para que deje de haber impunidad?; ¿Cuáles son entonces las formas para que deje de haber complicidad del Estado mismo? Acaso; ¿no los monumentos atestiguan en silencio nuestra historia? Los feminicidios diarios son hoy la historia que se leerá mañana.

Diputada Miriam Cano, emitiendo posicionamiento sobre violencia contra las mujeres en Baja California. Fotografía: Cortesía / Miriam Cano

Hemos ya extinguido, agotado todas las formas exigidas por la etiqueta, la formalidad y la civilidad para ser escuchadas. ¡Hasta cuándo! ¿Hasta cuándo seguiremos viviendo con esta ofensa social y que por omisión gubernamental se atente contra nuestra dignidad humana? ¡Hasta cuándo! ¿Hasta cuándo? Cuando les hemos repetido desesperadamente y hasta el cansancio: “el machismo, la misoginia nos está matando”.

Diputados y diputadas, a Lorena Ruby la mató un feminicida, pero también la mató por omisión quien debía brindarle seguridad, el Estado”.

Para concluir, expresó: “Lo manifesté en febrero y lo vuelvo a decir hoy: Desde esta legislatura en donde hicimos historia y por primera vez contamos con 12 mujeres, gracias a las luchas de miles de mujeres feministas que han salido y tomado las calles para luchar por nuestros derechos, para luchar por que se nos respete y luchar por tener una vida libre de violencia, no podemos ser cómplices y quedarnos calladas ante la escalada de violencia en contra de las mujeres que estamos viviendo en el estado, en nuestro país, por lo que debemos desde el ámbito de nuestra competencia, iniciar las acciones necesarias para erradicar la violencia que sufrimos las mujeres en nuestro estado, sumándonos a las voces de la sociedad civil, que reclaman con justa razón acciones contundentes del Estado para que las mujeres de Baja California podamos vivir una vida libre de violencia.

Hoy no podemos dejar pasar más tiempo, por eso mismo, con la premisa de que los feminicidios se pueden prevenir, asumimos la gran responsabilidad de iniciar los trabajos desde esta comisión para realizar de manera conjunta con todos los órganos de gobierno y organizaciones de la sociedad civil la revisión e implementación de lo que sea necesario ejecutar, sancionar, accionar y redireccionar desde esta nueva forma de hacer gobierno para lograr el objetivo:

¡Justicia para las víctimas!
¡No más violencia!
¡No más feminicidios!
¡Vivas nos queremos!
¡Ni una más!”


Fotografía de portada: ftmeade / CC-BY

Canal de noticias de plex en Youtube:

Deja tu comentario

%d bloggers like this: