Opinión

TRUMP EVADE LAS BALAS -El Congreso aún acecha

El investigador especial Robert S. Mueller III, por fin ha terminado la investigación de un total de 674 días, sobre las sospechas de interferencia de agentes del gobierno ruso, en la campaña presidencial 2016 y posibles vínculos (colusión) con el personal de campaña del presidente Trump y asuntos relacionados. El fiscal general de los Estados Unidos, William Barr, dijo que estudia el informe confidencial final antes de informar al Congreso, si es que así lo decide, ya que solo está obligado a informar a los líderes de los comités judiciales de ambas cámaras, y posteriormente debe publicar un resumen de la investigación. Solo en caso de que la investigación contenga cargos graves contra el Presidente e información de interés público, Barr podría publicar todo el informe completo.

Con la información final de este trabajo, se espera también el pronunciamiento del Congreso. Sabemos que los demócratas en la Cámara de Representantes han estado desarrollando investigaciones paralelas sobre el Presidente y su entorno, pero dicen los que saben que muy difícilmente se llegaría al punto de iniciar un juicio de destitución contra Trump. Para sacar al Presidente de la Casa Blanca, se necesita una mayoría de dos tercios del Senado (el cual cuenta con mayoría republicana), al menos 20 senadores republicanos tendrían que darle la espalda a su Presidente, un panorama bastante lejano e improbable.

Los seis presidentes de comités de la Cámara con investigaciones abiertas sobre Trump, exigen al Departamento de justicia, cumpla con sus obligaciones legales y sea totalmente transparente, haciendo público el informe completo del Fiscal Especial y proporcione al Congreso el total de la evidencia que Mueller haya concentrado. La investigación criminal que Mueller ejecutó, ahora se someterá a un fuerte acoso político, que corre el grave riesgo, de que sin importar las responsabilidades criminales de los involucrados, sustentadas en la misma, termine en un ejercicio inútil y estéril. Por el momento, todo parece indicar, que la buena noticia para la familia Trump, es que la temible investigación concluyó sin nuevas acusaciones y sin cargos de conspiración criminal contra el Presidente.

Sea cual fuere el resultado, el implacable Mueller quedará como un importante referente en la historia política de Estados Unidos. Y aunque pareciera que Trump pudiera darse un respiro, lo cierto es que los problemas para el Presidente están muy lejos de terminar; Mueller ha terminado, pero los demócratas en el Congreso, apenas inician.

______________

Fotografía de portada: Palácio do Planalto / CC-BY

Categories: Opinión

Tagged as: , ,

Deja tu comentario